lunes, 8 de noviembre de 2010

El Cantón Salitrero de Taltal

Introducción:

Mucha de la información es inedita, recopilada en exhaustivas investigaciones realizadas a través de descendientes de antiguos pampinos como información guardada en documentos de aquellos años, es una tarea de dar a conocer la vida de lo que fue el Cantón salitrero de Taltal, actualmente hay muy poca información sobre él, de su funcionamiento, además de la vida de cada una de sus salitreras y sus trabajadores, A través de los link anexados a la derecha podemos interiorizarnos más, fotografías y textos atestiguan su existencia.

1.- Los comienzos
2.- oficinas salitreras
3.- El FFCC de Taltal
4.- La época de apogeo de Taltal
5.- Sierra Buena Esperanza
6.- Las ruinas de cantón salitrero
7.- Los olvidados de la pampa
8.- Adiós al oro blanco
9.- De la bonanza al ocaso
10.- Testimonios de pampinos...

Los comienzos:

La comuna de Taltal ubicada al sur de Antofagasta, tampoco estuvo exenta del gran auge del salitre llamado por aquel entonces el “oro blanco”, fue el cantón más sureño y antes de 1879 junto al de Aguas Blancas los únicos propiamente chilenos, pero ya terminada la Guerra del Pacifico o Guerra del Salitre para algunos, los cantones de la región de Tarapacá junto a los del Toco y Central en Antofagasta se sumaron a la gran bonanza que dio sus beneficios en las últimas décadas del siglo XIX y principios del siglo XX al país, por ende recibió con creces estas riquezas a través de las exportaciones e impuestos, y la ciudad de Taltal creció demográfica y económicamente gracias al nitrato. El cantón salitrero se ubicaba al noreste de la ciudad de Taltal, llevando el nombre de esta ultima, las distancias entre las oficinas y la ciudad puerto eran algo lejanas, por ejemplo podemos indicar que la oficina Los Amigos se encontraba aproximadamente a 60 kilómetros, siendo la más cercana y la más lejana la oficina Salinitas que estaba a 125 kilómetros de la ciudad.
El legado que propuso la tenacidad salitrera de Iquique con el dicho “sin salar no hay salitre”, impidió que las exploraciones de años anteriores a 1870 no valoraban los yacimientos taltalinos debido a una imparcialidad de no encontrarse ningún salar. Pero expediciones venidas desde Santiago con el financiamiento de empresas como Concha y Toro y Rivas, llegaban al sector de quebrada del Chaco un lugar quedó de lo que fuera un río, el lugar preciso es denominado actualmente Agua Verde, llamada en esos tiempos La Salada, debido a la abundante cantidad de depósitos salitrales, esto conllevo a varios años de esfuerzos y fracasos por hallar buenas leyes de caliche, y tener buenas ganancias a través del nitrato. Debemos señalar que el explorador minero José Antonio Moreno descubre salitre en Aguas Blancas unos años después que estas expediciones llegasen a la pampa taltalina. Por aquel entonces Taltal era solo un campamento base conformado por bodegas de abastecimiento, fue habilitado como ciudad-puerto en 1858 por el decreto presidencial nº 91, gracias a las gestiones de Moreno que por aquel entonces gozaba de las riquezas de minerales descubiertos por su empresa, explotando cobre, oro y plata, en que se destacan las minas de la sierra Canchas, quebrada de Taltal y sierra Remiendos, cercana a Aguas Blancas.



Retrato de don Jose Antonio Moreno Palazuelos explorador responsable de la creación del puerto de Taltal (12 de julio de 1858)


En el año 1877 por decreto presidencial Blanco Encalada junto a Taltal fueron proyectadas con un conjunto de 11 manzanas, durante este tiempo también se realizaban estudios para unir el interior de la pampa con el puerto a través del ferrocarril, todo esto atravesando la quebrada de Taltal, para el caso de esta ultima. El fin de realizar este proyecto fue de poder trasladar el salitre desde las primeras oficinas que se instalaron, hacia Taltal o Blanco Encalada y para posteriormente su embarque, que por aquellos tiempos tenían ya su demanda. Las exploraciones mineras continuaban realizándose tanto en búsqueda de salitre como otros minerales, desde el norte Rafael Barazarte envía expediciones hacia el este en búsqueda de yacimientos, entre las exploraciones descubrieron oro en lo que es hoy llamado cerro Guanaco, debido al hallazgo de una figura camélida plateada en la cima del cerro, también se debe honrar el hallazgo de aguadas, minerales de plata y oro, como también sectores salitrales aislados como Sudamericana de lo que se pensaba había solo en el sector quebrada del chaco continuación de la quebrada de Taltal.
Ya en el año 1876 en la oficina Bellavista se produce la primera preparación de salitre para su utilización, pero no fue hasta principios del año 1879 que se hace el primer embarque de salitre hacia el extranjero en esta ocasión hacia Hamburgo, Alemania, por el puerto Oliva y a través de la quebrada Cascabeles, todo esto a 13 kilómetros aproximados al norte de Taltal, el embarque provenía desde la oficina Bellavista, propiedad del empresario Daniel Oliva oriundo de San Felipe. Durante este año y posteriores, el cantón de Taltal ya poseía una decena de oficinas trabajando y algunas más en construcción, pero todo el transporte se hacia en carretas que viajaban desde la pampa hasta el puerto, algunas como Santa Luisa y Guillermo Matta lo hacían por quebrada Cascabeles hasta el puerto Oliva habilitado para realizar estos embarques, posteriormente lo hacen por quebrada San Ramón, recién durante los años posteriores a 1889 podemos hablar sobre un gran alivio financiero para los empresarios salitreros debido a los fletes que se cobraban, este alivio fue la llegada del F.F.C.C al mundo del salitre, del cual mencionaremos mas adelante.



Muelle de Puerto Oliva, donde se realizó el primer embarque de salitre hacia Hamburgo Alemania en 1879



Vestigios del antiguo camino de las carretas que bajaban de Santa Luisa por la quebrada San Ramón que llevando salitre al puerto de Taltal



Mencionemos que hasta en las cercanías de Taltal llegaba la explotación del salitre a menor escala, al este por lo que es hoy la salida hacia la ruta 5 se encontraba la Fabrica de Salitre perteneciente al empresario Jorge Hilliger, el lugar donde se asentaba esta fabrica se llamaba “La Cachina”, en la actualidad se le conoce con el mismo nombre, pero esta fabrica no se le comparaba a las grandes explotaciones que se hacían en terrenos circundantes de la quebrada del Chaco, terrenos como La Peineta, La Salada, cerro negro o Ballena, entre algunos sectores eran ricos en nitrato, más al norte los terrenos eran pobres o de baja calidad, pero al oeste de este mismo las estacas salitrales del borde del cerro el Intendente Luisa eran de buena calidad, agregando además terrenos al noreste de esta como callejas y barazarte. Hacia el noreste del chaco por el cerro La Ballena los nitratos poseian una calidad aceptable.
Durante los meses de la década de 1880 las oficinas salitreras producían nitrato, en que las arcas de las empresas podían en algo solventar gastos necesarios de flete y abastecimiento, durante esta década las oficinas en conjunto producían 876.000 quintales métricos al año, siendo que la oficina Los Amigos tenía una producción de 32.148 quintales españoles. En el año 1881 debido al impuesto dispuesto por el gobierno afecto a Taltal, pero no como al cantón de Aguas Blancas, esto conlleva a las exportaciones tengan una baja que no afecta mucho a la producción llevando a su continuación. Esta situación cambia años continuos como la crisis de 1884 y 1885 como además de los fletes, carencia de agua y falta de ferrocarril que transportara la producción, llevan a que muchos empresarios salitreros deban deshacerse de algunas de sus oficinas, es cuando aparecen capitales extranjeros, la mayoría ingleses y alemanes que sacan adelante la producción nuevamente, siendo que a finales de la década de 1890 se respaldan con las instalaciones de estaciones de trenes y ramales hacia las oficinas, y como en el caso de las ultimas estaciones del Ferrocarril de Taltal hacia las minas de oro como la California entre otras.
Las leyes del caliche variaban entre los cantones, desde los 28% cantón Central hasta cercanos a los 45% cantones de Tarapacá, el cantón taltalino llegaba aproximados al 40% años 1879 a 1881. Entre las mayores empresas propietarias en el cantón estaban las de Rafael Barazarte, Daniel Oliva, Quaet-Faslem, posteriormente Compañía Salitrera Lautaro, Compañía Salitrera Alemana, entre otras.

Investigación personal: Derechos reservados